Seguidores

Suscripciòn

EDITORIALES

Anudar el hallazgo


La historia del día en la palabra de hoy:


La palabra de ayer, la perdida, la del miedo, la excusa
La del mañana, con incógnita, magia e incertidumbre
Y una sola palabra con intensidad, anudar y vivir el hoy.


Siempre ahora.








(Iniciamos 366 historias)
08 de enero 2015

miércoles, 1 de abril de 2015

Floreció el magnolio











Floreció el magnolio









“Una piedra con cerebro le comunicó..." Y no puedo menos que imaginar: ¿Será su esposo la piedra que no siente?


En otra oportunidad, misma autora: lo mucho que celebra los besos en la navidad... Y me pregunto: 
¿Que hace el resto del año sin besos?




Y algunos otros textos donde lo no dicho confronta mi imaginación y me cuestionarán de por vida, la duda hace que perdure, hasta una mala historia, comentarios sin mencion para evitar la difamación. 




¡Así leo yo!



Las entrelineas provocan escuchar con los ojos cerrados, la verdad te hace quedarte y la mentira volar.


Nunca me cansaré de repetir, que las entrelíneas dibujan, y si omiten los detalles, se arriesgan a que yo los imagine; por qué vivo en ellos.






Balaustre:

La entrelinea es mejor que una postdata, la primera se trasluce, la postdata es una sobra,  la rescata la puntualización, sin señalar es imposible recordar el olvido.