Seguidores

Suscripciòn

EDITORIALES

Anudar el hallazgo


La historia del día en la palabra de hoy:


La palabra de ayer, la perdida, la del miedo, la excusa
La del mañana, con incógnita, magia e incertidumbre
Y una sola palabra con intensidad, anudar y vivir el hoy.


Siempre ahora.








(Iniciamos 366 historias)
08 de enero 2015

martes, 14 de septiembre de 2010

Bicentenario de mujer

La libertad está en ser dueños de la propia vida (Platón); Independencia, no es historia es presente gestándose diariamente en batallas personales, antes de salir el sol, cada minuto, cada hora de todos los días, ideología y convicción exigiendo el compromiso firme del no sometimiento bajo ningún concepto, idea ò pretexto en ninguna modalidad, astutamente disfrazada con finas máscaras mimetizadas en el sabotaje, chantaje y obligaciones, olvidando el desinterés, satisfacción de formar y procrear núcleos familiares sin subyugación, dominación o poderío violento.



Tiranas en la defensa de causas, esclavas de lucha por el respeto y dignidad, guerreras para no someterlo ni comprometerlo con entidades, sujetos o individuos al acecho para utilizar en la debilidad, confusión, necesidad, falta de carácter ò compromiso firme por desconocimiento e ignorancia


Permanencia, pertenencia, pertinencia, con imposición establecer espacios personalísimos infranqueable, delimitar lo público y privado, desde el hogar, amistad, escuela, empresa, institución, subalternos y superiores, siempre hay una manera respetuosa de puntualizar lo que nos disgusta de personas cercanas o lejanas con puentes ò murallas según se requiera para no conceder jamás, gustos, preferencias, decisiones porque el respeto y dignificación es inherente a la persona sin cuestionamiento.



La dignificación de la mujer no depende de la belleza interior o exterior, tampoco del concepto que le regalen socialmente, las mujeres somos dignas, bellas y reinas como suceso único e irrepetible de nuestra vida, la dignidad proyectada con la suficiencia y autoestima, en todo momento, lo único que jamás podemos perder, aun, en las situaciones más adversas.



Mujeres valientes de hace doscientos años con espíritu triunfador lucharon hasta conquistar los derechos que disfrutamos desde el nacimiento las mujeres de hoy, sin sometimientos religiosos que subyugan las libertades, esclavitudes políticas aniquilando el ser, patrones sociales que encadenan.



Vivimos en México, quizás no estamos lo bien que nos gustaría pero tampoco tan mal para abandonarlo, soportando humillaciones, desprecios e injusticias como extranjeros, persistimos sometiendo obstáculos existentes desde hace doscientos años hasta el día de hoy, con diferencia de escenarios el uso y tendencia se alteró sin ser erradicado, celebrar la historia obliga renovarnos para conquistar sumisiones y carencias presentes, escribir un mañana que nos recuerde: EL VIVA MEXICO DE TODO LOS DIAS.



El problema con las mentes cerradas, regularmente vienen acompañadas de bocas abiertas. K. W.