Seguidores

Suscripciòn

EDITORIALES

Anudar el hallazgo


La historia del día en la palabra de hoy:


La palabra de ayer, la perdida, la del miedo, la excusa
La del mañana, con incógnita, magia e incertidumbre
Y una sola palabra con intensidad, anudar y vivir el hoy.


Siempre ahora.








(Iniciamos 366 historias)
08 de enero 2015

lunes, 25 de octubre de 2010

¿Quien nos robò la magia?

El circo es el alma de un niño que crece en este mundo infame, olvidando cada día la ilusión, fantasía, magia y la espontaneidad para disfrutar el arte, talento y amor al oficio de provocar sonrisas sin más arma que la imaginación, elemental para iniciarse en el fantástico mundo de los sueños.


El primer circo tal como lo conocemos, tiene su origen en Gran Bretaña 1770, se relaciona con la diversión y la risa, los payasos son parte esencial de las funciones con toda su alegría y desparpajo en cada una de sus intervenciones

Los payasos son la esencia de la alegría que se transmite dentro de las carpas, la historia de estos personajes se remonta con los viejos bufones de la corte, donde con sus ocurrencias y apariciones eran los encargados de divertir a las clases altas de las monarquías.

Son considerados como el alma del circo, más allá del resto de los componentes, contorsionista, prestidigitador y hasta del acróbata, son ocurrentes, simpáticos, chistosos, alegres, dicharacheros y en la actualidad manejan morbosidad para estar acorde a la realidad, que los niños aprendan y dominen ese lenguaje tan recurrido en todas sus formas, es el asesino de la ternura hasta del niño que todos llevamos dentro.

Los payasos también conocidos como "clowns", son los sucesores de los antiguos saltimbanquis que con sus actuaciones y máscaras deleitaban a los espectadores con sus ocurrencias, son grandes improvisadores y lo han sido a lo largo de toda la historia, deben tener un gran carisma para poder atraer la atención del público con la difícil función de provocar la risa.

Los mimos renuncian al uso del lenguaje hablado en sus actuaciones, rechazando con frecuencia el uso de cualquier tipo de sonido u objeto. Tiene elementos comunes con la danza y las artes circenses, Pantomima (griego pantomimos "que todo imita") es la parte de las artes escénicas que utiliza la mímica como forma de expresión artística, una forma frecuente de arte callejero, generalmente individual.

Bufón o gracioso que con sus palabras, acciones y chocarrerías tenía por oficio hacer reír a los poderosos. Según algunos se les llama así porque, entre las gracias que hacían durante sus actuaciones, se añadía un ruido como de bufido, solía ser gente con características físicas anormales, fuera de lo habitual: jorobados, enanos, provocando la risa más por sus defectos que por sus chistes y devaneos.

Se piensa que los bufones son exclusivos de la Edad Media y comienzos de la Moderna, lo cierto es que siempre ha habido cómicos que han vivido de sus gesticulaciones, chistes, muecas o bromas para la corte real y su entorno frívolo y palaciego.

El arlequín es un personaje del Carnaval de Binche en Bélgica, aunque en forma exclusiva para niños de la escuela de esa localidad, con actitud muy parecida a la del bufón.

Sin olvidar los bocones, pendencieros, resentidos y hasta con ínfulas de salvadores de la Humanidad para peligro de esta última, lo más intolerable para bochorno de la sociedad; todos somos payasos, bufones, mimos ò arlequines en la vida que nos toca.



"El amor no encuentra su expresión ideal en la pasión sino en la ternura" Donald Walters.